243. Prohibición de Secuestro (“Gneivat Adam”)

Es la advertencia con la cual se nos previno de no robar (—secuestrar—) un hombre (del pueblo) de Israel.

Es lo que El dijo en los Diez Mandamientos: No robarás. En la expresión del Mejilta: “Es, pues, advertencia para el que roba persona”.

En la Guemará (—Talmud, Tratado de) Sanhedrín (dijeron): “¿De dónde (sabemos) advertencia para el que roba persona? Rabí Iashiá dijo: ‘de no robarás‘; Rabí Iojanán dijo: ‘de No serán vendidos al estilo de los esclavos‘. Mas no discuten (entre sí): uno considera el Precepto Negativo de ‘robo’ y el otro considera el Precepto Negativo de ‘venta”, pues no se lo castiga por ello hasta que (lo) secuestre y venda. Y una vez que transgredió estos dos Preceptos Negativos — es pasible de (la pena de muerte por)Jének. Dijo El, exaltado sea: Quien robó un hombre y lo vendió, y es encontrado en su poder, morir morirá.

Las leyes de este precepto han sido explicadas ya en el Capítulo Once (del Tratado Talmúdico) de Sanhedrín.

Aún no hay comentarios

¡Sea usted el primero!

Complete el formulario siguiente para comentar.

Deje un comentario