Dos pascuas – Dos métodos de servicio

Cuando los judíos trajeron la ofrenda pascual en el desierto, algunos individuos no podían participar porque estaban ritualmente impuros.

En respuesta a su lamento, “¿Por qué se nos debería denegar el privilegio de traer la ofrenda?” dijo Di-s que aquellos que estaban imposibilitados de traer la ofrenda en el tiempo señalado – el catorce de Nisán – podían hacerlo un mes más tarde, el catorce de lyar .
Esta ofrenda “compensatoria” es conocida como Pesaj Shení- el “Segundo Pesaj” – a distinción de Pesaj Rishón, el Primer {y regular] Pesaj”.

Entre las diferencias de Pesaj Rishón y Pesaj Shení, encontramos: a) durante Pesaj Rishón, están prohibidos productos leudados en el dominio de la persona; en Pesaj Shení, sin embargo, la persona puede tener tales productos en su casa; b) Pesaj Rishón se extiende a lo largo de los siete días de Pesaj (ocho días en la Diáspora), mientras Pesaj Shení dura solamente un día.

Dado que Pesa] Shení sirve como “compensación” por Pesa] Rishón, uno podría pensar que sería semejante en todo aspecto; ¿por qué difieren Pesaj Rishón y Pesa] Shení tan radicalmente?
La ofrenda de Pesa] Rishón está de acuerdo con el modelo ordenado en la Tora – traída en su tiempo señalado. Pesa) Shení implica una ofrenda que está compensando una ofrenda no traída en su tiempo señalado.
Esto es la diferencia entre el servicio de un individuo totalmente justo, un tzadik, y un penitente (un baal teshuvá). Un tzadik sirve a Di-s de una manera ordenada – en armonía con el orden de la Tora. A un baal teshuvá, sin embargo, habiendo por definición transgredido el modelo ordenado de la Tora, se le provee de la oportunidad para compensar por aquello de lo que él carece.

El servicio de un baal teshuvá, sin embargo, contiene una cualidad de la que el servicio de un tzadik carece. El servicio del tzadik trata solamente de materias permisibles; su experiencia con el mal está limitada a someterlo o negarlo. En consecuencia, el tzadik es incapaz de transformar el mal en santidad. Un baal teshuvá, sin embargo – cuando él retorna a Di-s “por amor” – puede transformar sus iniquidades pasadas en méritos verdaderos.
Esto explica las diferencias entre Pesaj Rishón y Pesaj Shení: Pesaj Rishón – el servicio del tzadik – no tiene nada que ver con el mal. Productos leudados – emblemáticos del mal – no deben de este modo ser hallados. Es éste también el por qué Pesaj Rishón dura siete días: el servicio espiritual ordenado y progresivo del tzadik consta de “siete días” – un ciclo completo.
Pesaj Shení, sin embargo – el servicio del baal teshuvá -puede transformar el mal en santidad; a los productos leudados se les permite existir, pues ellos pueden ser transformados en bien. Además, la fiesta dura solamente un día, pues el servicio del baal teshuvá trasciende limitación y división, y esto es simbolizado por el indivisible “un día” – un nivel que trasciende división y progresión ordenada.

En términos prácticos, Pesaj Shení nos enseña:
a)que nunca es demasiado tarde – aún un individuo cuya impureza espiritual resultó de un deseo consciente de existir en un estado impuro, puede todavía rectificar su error;
b)que solamente “un día” basta, o como declara el Zohar6: el arrepentimiento puede ser logrado en un instante.

Basado en Likutéi Sijot, Vol. XVIII, págs. 118-122.

Extraído de “Días Solemnes” de editorial Bnei Sholem.

Aún no hay comentarios

¡Sea usted el primero!

Complete el formulario siguiente para comentar.

Deje un comentario