¿Qué papel jugaron las mujeres en el éxodo?

Durante el Éxodo de Egipto, vemos que las mujeres han jugado un papel esencial y actuaron con auto sacrificio incluso más que los hombres.

Unos de los más severos decretos de Paró, era matar a sangre fría a los varones Judíos recién nacidos. Sin embargo, las mujeres Judías se arriesgaron al no reportar el nacimiento de los varones, y por esto salvaron numerosos bebes.

De hecho, la propia existencia de Moshé fue en mérito de la mujer. Debido al decreto del Faraón, los padres de la pequeña Miriam se separaron para evitar el peligro de tener a un bebé varón. Joven pero inteligente, la pequeña Miriam provocó que la decisión de sus padres no fuera la correcta. Ella sostuvo que separándose no tendrían ningún niño, incluyendo mujeres. Discutió este tema con éxito y sus padres se volvieron a unir, y después de poco tiempo tuvieron otro bebé, Moshé. Su mamá lo salvó escondiéndolo en una canasta en el río, mientras Miriam lo cuidaba. La hija de Paró lo encontró, y decidió adoptarlo. La vida de Moshé fue otra vez más salvada años después, está vez por su esposa, quien lo rescató de la muerte en un inusual episodio que Moshé atrasó la circuncisión de su hijo. Entonces Moshé se ganó la vida gracias a su hermana, madre, madre adoptiva y esposa.

Otro de los decretos era darle a las mujeres Judías un trabajo que era mas adecuado para hombres, y vice-versa. A pesar del natural cansancio y sufrimiento, las mujeres soportaron el trabajo forzoso, la Torá las acredita por la preservación de la familia judía, teniendo hijos a pesar de las probabilidades. Después de un duro día de trabajo iban a seducir a sus maridos cansados, garantizando la continuidad del pueblo judío. Y mientras que los hombres llegaron a la desesperación absoluta de todas las dificultades y la pérdida de esperanza de la salvación, las mujeres no lo hicieron. Tan fuerte era la fe de la mujer, que prepararon panderetas que planeaban tocar en la celebración del final del éxodo.

Se nos dice que la redención de Egipto fue en mérito de las mujeres, y no es sorpresa que lo mismo está dicho con respecto a la futura redención, que sea pronto en nuestros días.

Por: Sra. Dinka Kumer

Aún no hay comentarios

¡Sea usted el primero!

Complete el formulario siguiente para comentar.

Deje un comentario