Januca

LA JANUQUIA

El candelabro de Jánuca consta de 8 porta velas alineadas horizontalmente y una novena (el shamash) que debe estar más alto.

Por eso, se pueden pegar las velas sobre una plataforma y con esto alcanza, colocando el shamash sobre un vaso invertido o sobre cualquier plataforma que le de mayor altura.

Lo mismo, si quiere encender con aceite, puede alinear los vasos o copas y el shamash sobre algo más elevado.

Si la altura de las velas es irregular, o están a la misma altura pero no alineadas, esta Januquiá no es apta.

Las velas para todos los días deben ser lo suficientemente grandes para que duren por lo menos 1/2 hora, pero para el viernes a la noche, ya que deben estar encendidas desde antes de que se oculte el sol, deben durar por lo menos 80 minutos. Por eso debemos contar con velas más grandes. Esta cuenta surge de la suma de los 20 minutos que encendemos las velas de Jánuca antes que se ponga el sol, mas 30 minutos que debe estar encendidas luego que salieron las estrellas. Lo mismo sucedería si por algún motivo queremos encender las velas de Jánuca antes del horario.

¿Quiénes encienden la Januquiá?

El jefe de la familia. En el caso de mujeres que viven solas o con menores, ella es la que debe prender.

Con un candelabro por hogar se cumple con la Mitzvá, no obstante nuestra costumbre es que todos los varones de la familia, inclusive los menores de 13 enciendan su propia januquiá.

por el Rab. Iosef  Feiguelstock

Aún no hay comentarios

¡Sea usted el primero!

Complete el formulario siguiente para comentar.

Deje un comentario